Un informe del Departamento de Infracciones Menores de la Autoridad del Tránsito y Transporte Terrestre (ATTT), señala que en el periodo comprendido entre enero y mayo del presente año, fueron sancionados 6,052 conductores de vehículos por no utilizar el cinturón de seguridad, cifra que representa un incremento del 17.4% en comparación a las 5,005 faltas cometidas durante el mismo periodo del año 2016. 

Los conductores sorprendidos movilizándose por las vías públicas sin llevar puesto el cinturón de seguridad fueron sancionados con multa de B/.75.00, la pérdida de 3 puntos en la licencia de conducir y tendrán que asistir a charla o seminario si registran reincidencia de acuerdo al artículo 241 del Reglamento de Tránsito Vehicular.

Al respecto, el Director Nacional de Educación Vial y Defensa del Usuarios de la ATTT, David Ramírez, lamentó que existan conductores que descuiden la obligación del uso del cinturón de seguridad en todo momento porque es uno de los dispositivos más eficaces para evitar las lesiones y fatalidades o disminuirlas en los accidentes de tránsito.

Ramírez dijo que el cinturón de seguridad y las sillas de retención infantil son algunos de los elementos de seguridad más importantes del vehículo, y que muchas de las lesiones de los accidentes de tránsito se pueden evitar con su uso correcto.

Explicó que el que usar el cinturón de seguridad, reduce en un 50 por ciento la posibilidad de morir en caso de un accidente de tránsito, además de reducir en igual porcentaje la probabilidad de sufrir lesiones graves al conductor o lo ocupantes del vehículo.  Igualmente, los bebes deben viajar en sillas de seguridad diseñadas especialmente, debiendo instalarse en el asiento trasero del vehículo de forma adecuada.

"Su uso evita ser lanzado hacia delante, lo que haría que el cuerpo de los ocupantes del vehículo choque contra el parabrisas o el volante, contra otros cuerpos de los pasajeros o asientos o respaldos dentro del habitáculo del auto", señaló.

A forma de ejemplo, explicó que ante un choque a 60 kilómetros por hora, si un ocupante del vehículo no lleva el cinturón de seguridad para que lo retenga, golpeará su cuerpo contra cualquier estructura dentro del habitáculo o fuera de él, con una presión promedio de 2,000 libras. 

Detalló que en este tipo de colisiones, si los pasajeros no hacen uso del cinturón, se desplazan fundamentalmente hacia adelante y seguirán su trayectoria hasta que finalmente impacten contra algún elemento que frene su movimiento, y que en el caso de los niños, incluso puede suceder que impacten contra el parabrisas tras atravesar los respaldos de los asiento delanteros.

En este sentido recalcó  la importancia de la utilización de estos dispositivos de seguridad que por legislación vigente deben llevar puesto los ocupantes de los asientos traseros del automóvil.

Efectuó un llamado a los conductores en cuanto a la obligación de velar por la seguridad de los pasajeros bajo su responsabilidad, y recordó que la a Ley 9 de del 16 de abril de 1993 establece como obligatorio, la utilización del cinturón de seguridad para todos los ocupantes de los vehículos automotores, sean estos particulares, comerciales o estatales, salvo excepciones.

"Nuestro consejo es que todos los ocupantes del vehículo utilicen el cinturón de seguridad y en la ATTT estamos motivando a los usuarios para que lo utilice por su seguridad", acotó Ramírez.

El Director Nacional de Educación Vial y Defensa del Usuarios de la ATTT concluyó señalando que estudios recientes indican que en Panamá, unos 30 menores de edad mueren en accidentes de tránsito por no utilizar sillas de retención o el cinturón de seguridad.